El precio de una ‘snuff movie’

Publicado: 26 febrero, 2011 en Actualidad, Denuncia, Internacional, Opinión
Etiquetas:,
De ellas se dice que son mitos urbanos, delirios enfermizos de mentes perversas, pero que nunca nadie ha conseguido ver. Las ‘snuff movies’ se han convertido en un buen recurso para guiones de Hollywood o tramas de libros como ‘El profesor’, de John Katzenbach, pero nada apunta a que sean una realidad. ¿Nada? A la acertada teoría de que quienes son productores y consumidores de estas cintas que reflejan torturas, violaciones y asesinatos reales no van a ir por ahí promocionando sus actos y costumbres se le une una noticia aparecida hoy en prensa que saca a la luz una faceta de este mercado oculto.
Leo en EL CORREO la información de que dos pedófilos alemanes habían pensado convertirse en productores de este tipo de cine uniendo su enfermizo vicio a la muerte violenta por estrangulamiento de dos niños que, anteriormente, habrían sido brutalmente. La noticia conmociona por el hecho de que este plan no era sólo producto de su imaginación. Habían entablado conversación con un director de Tailandia, país donde la trata de menores está a la orden del día, para hacer realidad su fantasía.
Por medio de la correspondencia intervenida a estos degenerados –además de numeroso material pornográfico que incluían reiterados abusos a la hija de uno de ellos– la policía alemana ha podido constatar que el proyecto no llegó nunca a formalizarse, ya que los dos alemanes consideraron excesivo el precio de 600 euros por el rodaje.
Es decir, que en una parte del mundo hay alguien dispuesto a violar y asesinar a dos niños a cambio de esa mísera cantidad, y además a grabarlo en vídeo para ponerla en el circuito de los contenidos más escabrosos de la pedofilia. Por suerte, la tacañería de estos dos enfermos evitó que sus delirios se convirtieran en realidad, aunque el daño que han hecho a sus otras víctimas nunca podrá ser reparado.
Lo cierto es que no me cuesta entender cómo algo así puede ser tan real. Cada vez son más los casos que salen a la luz y que cuentan los actos de este tipo de personas que, sin ningún tipo de escrúpulos, se dedica a dejar constancia de cuantos horrores puedan. No sólo para contentarse a sí mismos, sino encima para hacer negocio con ello.
El problema aquí tiene dos caras: la de quien comete estos actos y la de quienes consumen estos materiales audiovisuales. Ambas partes son cómplices de los delitos más aberrantes que se puedan concebir, y en la mayoría de los casos parecen gozar de una impunidad y una protección que resulta, cuanto menos, vergonzosa y humillante.
Ante la continua escalada de este tipo de actividades, las autoridades policiales deberían realizar un trabajo más exhaustivo y cooperativo que ataque directamente a estos depredadores sexuales. Porque ya no se trata del resultado de una obra de ficción. Esto es, lamentablemente, muy real.

La noticia en EL CORREO:

http://www.elcorreo.com/alava/v/20110226/cultura/alemanes-querian-rodar-muerte-20110226.html

 

Anuncios

Responder

Introduce tus datos o haz clic en un icono para iniciar sesión:

Logo de WordPress.com

Estás comentando usando tu cuenta de WordPress.com. Cerrar sesión / Cambiar )

Imagen de Twitter

Estás comentando usando tu cuenta de Twitter. Cerrar sesión / Cambiar )

Foto de Facebook

Estás comentando usando tu cuenta de Facebook. Cerrar sesión / Cambiar )

Google+ photo

Estás comentando usando tu cuenta de Google+. Cerrar sesión / Cambiar )

Conectando a %s